FIEBRE POR LUCA PRODAN

En el edificio del Museo del Libro y de la Lengua, esta emplazada la muestra “Luca, el sonido y la furia”. La misma recorre vida y obra del líder de Sumo. Hablamos con su hermano Andrea Prodan, quien aportó objetos e historias imperdibles.

Muestra Luca

Luca Prodan era un niño de clase media alta de Roma, Italia. Que luego, por su conducta (obvio, que mala) debió irse a estudiar muy lejos de su casa, a Escocia y posteriormente a Inglaterra. Tiempo después escapando de adicciones llegó a la Argentina. Aquí, su cultura trajo información que por estos pagos se desconocía, o tal vez, no se apreciaba. Y al mismo tiempo, en nuestro país en los años 1981/82 no se conseguían discos de punk rock, ska o reggae, y Luca ya traía consigo algunos. Posteriormente estos serian los sonidos que su banda fusionaría de manera casi natural, sin obligar a las estructuras melódicas. Para convertirse en un pilar del rock nacional.

A casi 27 años de su muerte, (se cumplen el 22 de este mes) todavía hoy se siente su presencia. Su magia, su música. Luca vivió en nuestro país apenas seis años (entre 1981 y 1987), que le bastaron para toda la eternidad. Llego sin saber el idioma y perseguido por su adicción a la heroína. Ademas, en su país natal habia sido declarado como demente, una persona insana, que ni siquiera podía emitir sufragio, para que se den una idea de su estado. Pero esto, parecía que en Argentina, no era tan grabe. Y no lo fue. Llego a Córdoba, después de ver una foto familiar de su amigo, Timmy Mckern de quien fue compañero en Escocia, con quien ademas convivió en Londres y jamas perdió esa amistad. Otro dato insólito es que estudio en el colegio Gordonstoun (Escocia) en el asistía, también como compañero, el mismísimo Principe Carlos de Inglaterra, cuando estos apenas tenían 17 años. Allí, también formo parte del equipo de rugby junto a Timmy, y en la muestra se pueden apreciar algunas fotos de aquellos años.

En un dialogo cargado de emoción y con su tonada italiana/porteña Andrea Prodan le confeso a Hoy Rock: “La muestra nace gracias a Facebook extrañamente, porque entre esas amistades que uno tiene en Facebook estaba un periodista que se llama Daniel Riera, (uno de los fundadores y periodistas de revista Barcelona, que escribió muchos libros sobre cosas de Buenos Aires), osea es un chabón conocido pero yo no lo conocía” ríe tímidamente y continua: “Bueno, lo que pasa es que el chabon en un momento nota que estoy escribiendo como mini historias sobre mi pasado, historias de mi familia, de Luca, de todos. Y yo las subía con fotografías mías del pasado y a él le pareció buenísimo y me dijo: “Loco, es una locura que eso este en Facebook, realmente seria bueno una muestra”. Yo le dije que si, para mi esta bien. Y el me dijo que conoce gente de la Biblioteca Nacional y que ellos están muy abiertos, probablemente, a hacer una muestra sobre Luca. Un par de días después me vuelve a contactar y me dice: “Mira, están fascinados, les encantaría” Asique prácticamente él fue el puente, yo lo único que iba a dar es material mio, a la muestra y poder ayudarlos con los hechos reales, si quieren saber la historia, pre Sumo, de Luca. La verdad, es que no sabia que iba a terminar siendo la única persona que iba a dar todo, porque quedaron sorprendidísimos con la cantidad de material interesante que tengo. Y me dijeron “Para, con eso ya esta”, y la verdad es que se aprecia en la propia muestra el valor de todo este material.

PRIMICIA DE LA VERDAD Vale aclarar que en diferentes diarios y portales web (por error) se publico que Andrea, era el curador de la muestra y que ademas, él fue quien ideo todo esto en la biblioteca: “Pero realmente, no fue así, no siento que sea mi muestra, en el sentido que me invitaron. Yo después estaba curioso por ver como salio, viste? Porque no quería meterme ni manipular mucho la cosa, quería sorprenderme yo mismo, como una persona que va a la muestra y ve como decidieron hacerla” aclaró.

Sobre los objetos personales y la recopilación expuesta comentó: “Intente traer a la muestra un poco de todo. Ya que mucha gente que va a la biblioteca nacional, desde turistas y extranjeros, digamos gente que por ahí no es del palo de Luca, no? Así que por un lado tenia que ser una muestra que explica a quien no lo conoce bien, su historia. Y por el otro era también una muestra especifica para fans de la historia de Sumo y de Luca”. “Asique el equilibrio, entre un poco de divulgación de cosas mas conocidas del rock y la historia de Sumo, pero también con otras cosas mas sutiles, mas interesantes, porque hay cosas que no se conocen”.

Mientras recorremos la muestra, podemos leer en el piso nombre de canciones como “Mañana en el abasto”, “Estallando desde el océano”, “Que me pisen”, “Virna Lisi”, “Divididos por la felicidad”, “Los viejos vinagres”, “Heroina”, “Hello Frank”, “Fuck You” y la “Rubia tarado” entre tantísimos otros grandes temas, y tal vez no tan populares.

La vida de este músico, compositor y cantante no fue fácil. Primero, debió lidiar con su familia (de padre severo, que no le permitía las libertades que Luca pretendía), luego escapaba de la escuela, lo que lo llevó a pasear por gran parte de Europa. Y también desistió del ejercito (la colimba) y al mismo tiempo de la cárcel. Por no querer formar parte de las filas militares. Pero de esta ultima no quiso zafar. Por eso desde Inglaterra volvió a Italia, para ser un hombre libre, sin deudas con la justicia. Una vez que “enderezo” su rumbo, decidió refugiarse (para escapar de drogas como la heroína) en nuestro país, que estaba sumido en un terror estatal, pero que igualmente fue como agua en el desierto, para Luca.

La anécdota se hace presente, la misma esta ligada a los objetos personales y a su arribo. “Me paso una cosa increíble, Timmy McKern me regalo, me dio, me devolvió la valija que Luca tenia cuando vino por primera vez a la Argentina, con toda su ropa original adentro. Esto, habia quedado en la casa de los McKern en Buenos Aires, en un entrepiso, arriba, y todos se habían olvidado, Luca primero, porque el no tenia un apego particularmente a las cosas. Cuando Luca, empieza que le regalan remeras, le regalan ropa, agarra ropa de cualquier lado para cantar y para vivir. Se habia olvidado de su ropa original que vino con el de Europa, asique lo bueno es que esta muestra tiene esa valija intacta. Con todo el polvo encima, y hasta las medias de Luca, sus jeans, sus remeras y camisas inglesas adentro. Es medio raro, pero esta bueno”.

LUCA- Credito: Perez Re

Y como decíamos, también vino con varios discos que acá no existian. Long play originales de Damned, Sex Pistols, Bob Marley, Ian Dury & The Blockheads y tantisimos artistas casi desconocidos que influenciaron a Luca, desde muy joven. Ya en nuestro país, y una vez instalado con la firme decisión de hacer de Sumo, su proyecto mas serio, trajo novedades tecnológicas como batería eléctrica, caja de ritmo y una portaestudio, que permitía cosas insólitas para la época. Ademas se la jugo, porque en Argentina, estábamos en plena guerra de Malvinas, y este loco en ese momento únicamente cantaba en ingles. No solo eso, también se le ocurrió traer a su amiga Stephanie Nuttal (inglesa) para que toque la batería. Es decir, otra vez estaba innovando, ya que acá, apenas si las mujeres cantaban. En nuestro país encontró la vida que lo hacia feliz, pero también encontró otro exceso, como lo es el alcohol. Y la ginebra era su fiel compañera de emociones. Y lo fue hasta el final de sus días, cuando en una habitación de “su” casona (una vieja casa típica del barrio de Monserrat, casi en ruinas de la calle Alsina al 451) se despidió de su forma humana, para meterse en la historia mas grande de su vida, la misma que hoy viste (con remeras) a jóvenes adolescentes, que estaban lejos de nacer cuando este se despedía, pero que le brindan homenaje a una verdadera, inolvidable y mas que recomendable obra musical. Tan recomendable, como esta muestra de objetos personales, que tiene desde la cuchara conmemorativa de su bautismo, pasando por miles de fotos con familiares y de amigos, en paisajes como el Rio Tamesis, desde su niñez. Inclusive hay carpetas, con sus dibujos correspondientes, de su etapa en la escuela primaria. O también aquellas cartas de puño y letra que él escribía para familiares y amigos.

LUCA- Fernando Perez Re

Paralelamente podríamos decir que la estrella de la muestra es el bajo de Luca. O al menos en el concepto de este humilde escribiente es asi. Y no es para menos, porque Andrea nos cuenta que “Ese bajo yo lo fui a comprar con él. Yo era chiquito y fuimos a comprar en Londres, en Tottenham Court Road, una calle famosa, tipo la Talcahuano de los ingleses, y se la llevó a Argentina, y con eso armó Sumo. No solo eso, antes de Sumo el grabó los temas “Virna Lisi” y Night & day”. Despues el bajo se lo paso a Sokol, que lo uso por mucho tiempo en Sumo, obviamente. Ademas Diego Arnedo, que lo uso después por un tiempo”. No esta de mas citar que el bajo es de origen austriaco. Y que “´Corpiños en la madrugada´ fue grabado en gran parte con ese bajo, que tiene una historia maravillosa. Ademas es hermoso y esta en su sarcófago (estuche), en su caja, y ahora esta ahí en el museo. Yo lo uso seguido, a mi me cuesta verlo en el museo, porque ya no veo la hora que termine la muestra para volver a tocarlo. Yo lo tenia en casa, no? Es tan fácil de tocar, porque es como un juguete casi, es hermoso, esta muy bien hecho” aseguró Andrea.

LUCA- Fernando Perez Re

En las paredes se leen frases de sus canciones. También se ve toda su discografía original, en discos de pasta, lograda con Sumo, y las pantallas muestran otros momentos de su vida. En estas mismas paredes, también hay pequeñas cajas con auriculares en donde podemos apreciar de la voz del propio Luca, sus relatos y hasta temas inéditos de su banda (Sumo) como “Poor Boy”. Por supuesto fotos, de lo que fue su primer grupo en nuestro país, llamado “Hurlingham Reggae Band”, cuando recidia en la casa de la mamá de Timmy McKern, en referencia a la locación de la misma. Consultado por estos audios, Andrea dijo: “Los audios son todos de casettes que Luca nos mandaba desde Argentina (a Italia), en la primera época. De un lado (del casette) contaba toda la historia del lugar, como eran las personas que estaban en la banda con él, y cuales eran sus impresiones de Argentina, de Córdoba y Buenos Aires. Del otro lado, grababa temas nuevos que componía, porque quería que yo escuchara lo que estaba haciendo. Pero esos también eran casettes, para mi hermana y para mi, no tanto para mis padres, pero si también para su ex novia”. Aquí si tuvo que ver al trabajo de Andrea: “Yo lo digitalice y se lo pase a la gente de la muestra porque ellos estaban muy interesados, como para que la gente (los visitantes) escuche su voz, hablando y contando esas cosas. A veces en italiano, a veces en ingles o a veces en castellano. Y también unos temas que no están en los discos, sino que están en la muestra”. Consejo. Ir con tiempo a la muestra “para ponerse los auriculares, de esas cajitas hermosas que hicieron, y desde ahí podes escuchar todo. Es un viaje con Luca en muchos sentidos, no solo su infancia, su juventud, la época hippie y los países en donde vivió. Pero también sus objetos personales, y su voz hablándote, es muy fuerte”.

Respecto de las sensaciones por la muestra y la aceptación del publico dijo: “Yo estoy muy feliz, ya dimensione todo la primera noche de la muestra cuando se inauguró, porque habia casi 500 personas”. Andrea fue el encargado de poner música a esa noche inaugural, tocando al aire libre, “bajo la luna, cante canciones que Luca y yo escuchábamos, y que hemos mamado. En un sentido, no quería mezclar mucho las aguas y tocar muchos temas suyos, yo, ni cantar canciones mías, no daba. Era como para poner al publico en el clima, antes de que entre en la muestra. Asique eso fue hermoso, la muestra es chica, esta en un sótano en el Museo del Libro de la lengua, es un lugar como que tiene que ver también con como empezó Sumo, en un sótano. En un loft, en lugares chicos”. Y antes de nuestra despedida nos confía: “Acá se celebra la vida de Luca, mi hermano mayor”. ¡LO QUIERO YA!

DATOS DE LA MUESTRA

Ubicación: Museo del libro y de la lengua de la Biblioteca Nacional, avenida Las Heras 2555.

Exposición: La misma estará disponible durante todo diciembre, febrero y hasta marzo de 2015.

Horario: La visita se puede hacer entre las 14 y 19 horas.

ATENCIÓN: En enero, permanecerá cerrada, al igual que los días feriados.

INESPERADO: El ultimo lunes, como fue feriado, la muestra estaba cerrada: “Yo pase por enfrente y estaba cerrado, pero vi y hable con una chica de Uruguay que estaba llorando en la puerta, porque habia venido y no podía entrar, porque no habia nadie”. Inclusive, antes de esto, “ya me pidieron llevarla a Montevideo y hacer una mas grande. También en Mendoza la quieren. Y en Córdoba”, como no podía ser de otra manera.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *